Busconómico

Claves para conseguir un préstamo como autónomo

Préstamos para autónomos

Toda actividad económica requiere disponer de cierta dosis de financiación, sin la cual sería muy complicado mantener una operativa de forma regular y hacer frente a los gastos habituales.

En el caso de los trabajadores autónomos, esto no es una excepción, sino todo lo contrario.

En caso de no disponer de financiación en forma de préstamos o líneas de crédito, su trabajo puede convertirse en una auténtica tortura, dado que es posible que los clientes paguen a 30, 60, 90 ó incluso 180 días.

Esto es algo habitual, por ejemplo, en el ámbito de la empresa.

Si el autónomo no dispone de un préstamo para financiar los gastos habituales de su actividad, puede encontrarse con serios problemas de cash flow, incluso aún teniendo una excelente cartera de clientes.

La semana pasada comentábamos cuáles son los mejores préstamos para autónomos, y en este artículo te explicamos cuáles son las claves que debes tener en cuenta a la hora de conseguir un préstamo como autónomo.

Reducido nivel de endeudamiento

En primer lugar, debes mantener bajo control tus niveles de endeudamiento. Rara vez las entidades bancarias conceden un préstamo a un autónomo si la deuda en la que incurre supera el 35 ó el 40% de su facturación.

Sencillamente, supone un riesgo demasiado elevado, debido a que los trabajadores autónomos tienen muchas más dificultades para garantizar la estabilidad de sus ingresos.

Es posible que a corto plazo sí haya cierta seguridad sobre el volumen de trabajo que se va a asumir. Sin embargo, hacer una previsión a medio y largo plazo es prácticamente imposible. En consecuencia, ninguna entidad financiera está dispuesta a asumir el riesgo de impago.

Presentación de avales

Obviamente, la presentación de avales personales y cuantas garantías adicionales tengas disponibles será un factor que juegue a tu favor en el análisis de riesgo.

Es más, en ocasiones, no será posible conseguir financiación alguna si no se dispone de este tipo de garantías adicionales.

Calcula con precisión el importe solicitado y los plazos de amortización

Tanto el importe como el plazo de amortización del préstamo tienen un papel relevante en las probabilidades de aprobación del préstamo, así como en las condiciones de financiación que se te ofrezcan.

Cuanto más elevado sea el importe, mayores riesgos estará asumiendo el banco. Por ese motivo, deberías hacer un cálculo lo más exacto posible del dinero que necesitas.

No olvides que algunas entidades ponen líneas de crédito a disposición de las pymes y los trabajadores autónomos.

En este caso, se van haciendo disposiciones de capital en cantidades relativamente reducidas y en función de las necesidades coyunturales.

Habitualmente, se trata de sistemas de financiación algo más caros que los préstamos. Sin embargo, proporcionan mucha más flexibilidad y pueden evitar que tu endeudamiento se dispare de repente, como sucede con los préstamos.

Disponer de una trayectoria profesional consolidada

Por otro lado, aquellos autónomos que disponen de una trayectoria profesional consolidada constituyen una apuesta más segura que quienes están comenzando con su actividad.

De hecho, es habitual que las entidades bancarias exijan haber mantenido la misma actividad económica durante un plazo de al menos 2 años para proceder a aprobar un préstamo de autónomo.

Por supuesto, hay productos destinados a profesionales que están iniciando su actividad pero se trata de iniciativas más excepcionales y no es raro el caso de que los autónomos se vean obligados a solicitar préstamos hipotecarios o préstamos personales genéricos con este propósito.

No limitarse a solicitar el préstamo en tu banco habitual

Hay que tener la mayor amplitud de miras posible. Bajo ningún concepto te limites a solicitar un préstamo a tu entidad bancaria habitual. Incluso en el caso de que te concedan dicho préstamo, siempre existe la posibilidad de encontrar otro banco que esté dispuesto a ofrecer mejores condiciones de financiación, ya sea porque disponga de productos especializados para autónomos, o bien porque esté en plena campaña de captación de pasivo.

Es importante comparar entre las distintas posibilidades que el mercado pone a tu disposición, para ello puedes utilizar las diferentes herramientas financieras y comparadores  que ofrecemos en Busconómico que sin duda van a hacerte la vida mucho más fácil.

Acudir a entidades que disponen de productos específicos para trabajadores autónomos y pymes

Obviamente, las probabilidades de conseguir mejores condiciones de financiación y, sobre todo, de lograr la aprobación del préstamo se incrementan cuando acudimos a entidades que disponen de productos y líneas de negocio específicamente pensadas para los trabajadores autónomos.

Esto incluye cuentas corrientes para negocios, líneas de crédito, préstamos específicos, seguros, servicios de internacionalización, servicios de asesoría financiera y jurídica, etc.

La presencia de esta gama de servicios en el catálogo de una entidad es un excelente indicio y deberías, por lo menos, tantear la posibilidad de obtener un préstamo con la entidad que disponga de ella.

Disponer de un plan de negocios

Aportar un plan de negocio es, a menudo, un requisito indispensable en la solicitud y posterior aprobación del préstamo para un trabajador autónomo.

No obstante, no cualquier plan de negocios vale. La calidad y rigor de la documentación contribuirá a aportar mayor credibilidad al solicitante y, sobre todo, reducirá el margen de especulación por parte del analista financiero, encargado de valorar el riesgo del préstamo solicitado.

Aportar toda la documentación habitual

Finalmente, la solicitud de un préstamo de autónomo requiere de la presentación de una serie de documentos fundamentales, sin los cuales difícilmente podrá obtenerse la deseada financiación.

Entre la documentación más habitual, se incluye:

  • Facturas proforma o, en su defecto, el presupuesto de la inversión que se desea realizar.
  • Declaraciones de los últimos 3 años presentadas a la Hacienda Pública; esto es, los resúmenes anuales concernientes al IRPF e IVA.
  • Declaración trimestral de IVA e IRPF del año en curso, en caso de que ya hayan transcurrido, al menos 3 meses.
  • Documentación concerniente a los préstamos y demás productos de financiación que se tengan contratados con otras entidades financieras.
  • Último pago realizado a la Seguridad Social.
  • Justificante de ingresos.
  • Copia del alta de autónomo en la Seguridad Social.

Comentarios

Nombre:
Mail:
Comentario:
*1 Acepto dar/facilitar mis datos para poder comentar.
*2 ¿Quieres que te avisemos cuando nuestros expertos te respondan? Sí, acepto, y de paso recibirás novedades, promociones y ofertas de Busconómico (máx. 1 vez al mes).
Responsable del fichero: Busconómico, S.L. Finalidad *1: Dejar tu opinión en nuestra web. Finalidad *2: Registro para envío de novedades y ofertas. Legitimación: Consentimiento. Destinatarios: nuestro servidor "hosting" de Nerion Networks, tus datos nunca serán cedidos a terceros salvo en caso de que exista una obligación legal. Derechos: Podrás acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos cuando quieras en: contacto@busconomico.com. Consulta aquí nuestra política de privacidad.