Busconómico

Qué derechos tienes al pedir un préstamo

La contratación de un préstamo puede llegar a ser un proceso muy tedioso y bastante confuso, especialmente para aquellas personas que no están familiarizadas con la terminología financiera y desconocen las prácticas habituales del sector bancario. De hecho, si quieres evitar ser víctima de algún tipo de abuso, te recomendamos tener las nociones básicas sobre qué derechos tienes al pedir un préstamo, ya sea un préstamo personal al consumo o un préstamo de carácter hipotecario.

Protección de la normativa europea: derechos al pedir un préstamo de todos los consumidores de la U.E.

Actualmente, todos aquellos préstamos personales cuyos importes vayan desde los 200 hasta los 75.000 euros quedan bajo la regulación establecida por Directiva 2008/48/CE sobre los créditos al consumo, aprobada en el año 2008 y vigente en todo el territorio de la Unión Europea.

Los derechos recogidos por esta directiva son:

  • Derecho de transparencia en la publicidad empleada
  • Derecho de desistimiento del contrato
  • Derecho de amortización anticipada del préstamo

Derecho de transparencia en la publicidad empleada

Derechos préstamosTradicionalmente, la publicidad del sector bancario hacia uso de reclamos que se caracterizaban por la inexactitud e incluso una falta de transparencia que llevaba a los clientes al equívoco, respecto al producto y las condiciones a las que se estaban sometiendo.

Para evitar esto, la información de la publicidad debe ser expuesta y expresada de una forma clara, concisa y destacada. Así mismo, será necesario ofrecer un ejemplo representativo del préstamo que se está ofreciendo al cliente.

De acuerdo con la normativa, la publicidad debe incluir una serie de datos fundamentales, entre los cuales, cabe destacar:

  • El tipo de interés nominal (TIN), ya sea fijo o variable.
  • La tasa anual equivalente (TAE).
  • El importe del préstamo, estableciendo el mínimo y máximo contratables.
  • La duración del contrato hasta el momento de la liquidación completa de la amortización de los intereses y el capital principal.

Además, la información debe ser proporcionada con antelación suficiente a la firma del contrato.

Este último aspecto es muy relevante, dado que busca evitar que las entidades financieras se aprovechen de situaciones de urgencia por parte de los clientes y cambien las condiciones contractuales en el último momento.

Además, al proporcionar la información pertinente de manera anticipada, el cliente también podrá llevar a cabo las comparaciones oportunas con los productos de financiación ofrecidos por otras entidades, y escoger así las opción más competitiva y ajustada a sus intereses.

Cómo conseguir la información básica de forma anticipada

Para asegurarte de que el banco está proporcionándote la información básica del contrato de préstamo, debes solicitar el “Documento de Información Normalizada Europea sobre el Crédito al Consumo”, el cual incluye, entre otras cosas, todas las características expuestas en el anterior apartado.

Derecho de desistimiento del contrato

Siempre cabe la posibilidad de que, tras la firma del contrato, sobrevenga un cambio de circunstancias que haga innecesario el préstamo o que imposibilite el cliente para cumplir con las condiciones pactadas. También puede suceder que el cliente considere que ha tomado la decisión precipitadamente y considere que las condiciones del contrato no le convienen.

Por ese motivo, la normativa también recoge el derecho de desistimiento durante los primeros 14 días posteriores a la firma del contrato; en cuyo caso, se procederá a la anulación de toda la operación.

El cliente deberá devolver el dinero, junto a los intereses que pudieran haberse generado durante el número de días que el préstamo hubiese estado vigente. Obviamente, esto último persigue evitar la picaresca de quienes necesiten un préstamo rápido y pretendan conseguirlo sin pagar intereses por ello.


Derecho de amortización anticipada del préstamo

La amortización anticipada es una de las mejores maneras de reducir los intereses que se han de pagar por un préstamo personal. Sencillamente, consiste en devolver parte o la totalidad del dinero adeudado antes del plazo acordado.

La normativa establece que se puede proceder a la amortización total o parcial del préstamo y que la entidad financiera podrá establecer una comisión penalizadora, la cual no deberá exceder el 0,5% ó el 1%, dependiendo del plazo que falte hasta el pago de la última cuota del préstamo.

Protección del consumidor a nivel nacional

Tanto en Banco de España, como el legislador nacional –a través de la Ley 16/11 sobre contratos de créditos al consumo- han contribuido a proteger al consumidor español que contrata un préstamo personal. Éstos son los derechos que le asisten:

  • Derecho a conocer la consulta realizada al CIR
  • Derecho a disposición del dinero solicitado en el plazo o la forma acordados
  • Derecho de recepción de una oferta vinculante
  • Derecho a recibir la documentación de liquidación y justificantes de pago
  • Derecho de cancelación de servicios asociados en caso de desistimiento

Derecho a conocer la consulta realizada al CIR

El CIR o Central de Información de Riesgos del Banco de España es un archivo al que acuden las entidades financieras para recabar información que les permita llevar a cabo un análisis de riesgo crediticio sobre los solicitantes de un préstamo personal.

Pues bien, en el caso de que una solicitud de préstamo fuera denegada, el cliente está en su derecho de conocer aquellos detalles propios de la consulta al CIR que han llevado a la entidad financiera a denegar el préstamo.

Derecho a disponer del dinero solicitado en el plazo y forma acordados

La forma y plazo en la que el capital solicitado en el préstamo sea brindado por la entidad debe quedar reflejada contractualmente.

En este sentido, el capital puede entregarse en un único pago o en pagos fragmentados en el tiempo. Así mismo, la entrega puede haberse pactado mediante ingreso en cuenta, entrega de cheque, tarjeta u otro modo acordado por ambas partes. El solicitante del préstamo tiene derecho a que estas condiciones sean respetadas.

Derecho de recepción de una oferta vinculante

Los consumidores también quedan amparados por el derecho a recibir una oferta vinculante por parte de la entidad financiera a la que hayan acudido, lo que aporta seguridad a la hora de proceder a la contratación posterior.

Derecho a recibir la documentación de liquidación y justificantes de pago

Por otro lado, el consumidor también está en su legítimo derecho de solicitar y recibir un justificante de los pagos realizados constituyentes de la amortización y progresiva liquidación del préstamo.

Derecho de cancelación de servicios asociados en caso de desistimiento

Finalmente, en aquellos casos en los que la contratación del préstamo llevara aparejada la de otros productos o servicios financieros, y se proceda a desistir del contrato principal de dicho préstamo, también se podrán rescindir unilateralmente el resto de servicios.

Conviene recordar que muchos préstamos –especialmente hipotecarios- implican la contratación de seguros, cuentas corrientes, planes de pensiones y demás productos bancarios. Todos ellos podrán ser cancelados tras el desistimiento del préstamo.


Comentarios


Nombre:
Mail:
Comentario: